Adaptación de la gestión de recursos hídricos en zonas urbanas al cambio climático con la participación del sector privado

Descripción breve del proyecto

Denominación: Adaptación de la gestión de recursos hídricos en zonas urbanas al cambio climático con la participación del sector privado
Comitente: Ministerio Federal de Cooperación Económica y Desarrollo (BMZ) de Alemania
Entidad responsable a nivel político: Autoridad Nacional del Agua (Perú)
País: Perú
Duración total: 2014 a 2019

Perú. Mejora del acceso a agua limpia © GIZ

Situación de partida

El suministro de agua en la región costera, zona densamente poblada del Perú, depende directamente del ecosistema de los Andes. Debido al cambio climático, los glaciares de la cordillera se están derritiendo y el caudal de los ríos está sujeto a variaciones cada vez más acentuadas. El uso excesivo de las reservas hídricas existentes genera una creciente escasez de agua. Los ríos más afectados son aquellos que desembocan en el Pacífico, en particular, el Rimac, el Chillón y el Lurín, así como sus cuencas de captación.

Objetivo

Con la participación de actores del sector privado, se han adaptado los procedimientos para la gestión de recursos hídricos en las cuencas de los ríos Rímac, Chillón y Lurín, de modo que se toman en cuenta las repercusiones que el cambio climático tiene sobre los mismos.

Procedimiento

La GIZ en el Perú apoya a la Autoridad Nacional del Agua (ANA) en la mejora de la gestión de los recursos hídricos en las cuencas de los ríos Chillón, Rímac y Lurín. El proyecto congrega a actores de los sectores privado y público, así como a organizaciones no gubernamentales, en un esfuerzo conjunto para preservar los recursos hídricos de dichas cuencas, que son la única fuente de abastecimiento de agua de Lima, ciudad capital. Por encargo del Ministerio Federal de Cooperación Económica y Desarrollo (BMZ) de Alemania, la GIZ brinda apoyo técnico, fomenta la transferencia de conocimientos e impulsa la idea de una cooperación público-privada. El proyecto trabaja con todos los actores de la región metropolitana de Lima, priorizando la cooperación con el sector privado. Para ello, el proyecto recibe apoyo de las empresas consultoras AMBERO y GITEC.

Cooperaciones de desarrollo con el sector privado. El proyecto trabaja con empresas privadas para fortalecer su motivación respecto a la protección de los recursos hídricos. En su calidad de empresas socialmente responsables actúan como garantes de la calidad y disponibilidad del agua. Además, representan una fuente sostenible de financiamiento para una serie de proyectos de adaptación al cambio climático, que generan beneficios para sí mismas y para la sociedad en su conjunto.

Observatorio. En cooperación con actores privados y públicos relevantes, el proyecto apoya la instalación y operación de un observatorio de recursos hídricos, a fin de garantizar la disponibilidad de datos para una gestión integrada de los recursos hídricos en las cuencas de captación, y mejorar la comprensión de las consecuencias del cambio climático en la gestión de los recursos hídricos.

Reutilización de aguas residuales depuradas. Junto con SEDAPAL, empresa encargada del suministro de agua potable y alcantarillado de Lima, el proyecto analiza estrategias y medidas para la reutilización de aguas residuales tratadas, sobre todo para el riego de las áreas verdes urbanas.

Estrategia de sensibilización. El proyecto apoya a las contrapartes del sector privado, a SEDAPAL, y a los gobiernos regionales y locales en el desarrollo de planes de adaptación de la gestión de recursos hídricos al cambio climático. Los planes están dirigidos a impulsar una mayor integración de la idea de adaptación en las actividades, y llamar la atención sobre problemas relacionados.

Resultados

Para la instalación de un observatorio de recursos hídricos, se comenzó por elaborar un modelo organizativo en colaboración con las contrapartes de los sectores público y privado. El modelo considera los distintos intereses que tienen los actores involucrados. Sobre esta base, en julio de 2016 se estableció el observatorio para las cuencas de los ríos Chillón-Rímac-Lurín.

El proyecto logró acordar e implementar, en cooperación con los respectivos gobiernos locales, iniciativas para la conservación de los recursos hídricos. Doce parques y áreas verdes del distrito de San Juan de Miraflores, que se encuentran sometidas a un fuerte estrés hídrico, se riegan con las aguas residuales tratadas de la empresa Esmeralda Corp, domiciliada en dicho distrito.

Perú. Parque municipal en San Juan de Miraflores © GIZ

En cooperación con organizaciones no gubernamentales y plataformas de Responsabilidad Social Corporativa, el proyecto organizó numerosos eventos que lograron incrementar notablemente el interés de muchas empresas industriales domiciliadas en Lima Metropolitana respecto a la gestión de recursos hídricos en tiempos del cambio climático, generando así conciencia y espíritu de compromiso en la población frente a esta problemática.